Jr. Arequipa 345 "5to Piso" - Puno
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

MUJERES ORIGINARIAS DE COASA FUERON CAPACITADOS SOBRE EL CONVENIO N° 169 DE LA OIT.

Las mujeres comuneras originarias del distrito de Coasa, provincia de Carabaya, recibieron curso taller sobre el convenio N° 169 de la OIT (Organización Internacional del Trabajo) y III Censo Nacional de los Pueblos Indígenas y Afroperuanos - 2017, a cargo del equipo de profesionales de Asociación Civil DHUMA – Puno.

 

 

Mujeres lideresas originarias del distrito de Coasa

 

El taller se realizó el día martes 4 de abril desde las 10:30 a.m. hasta 1:00 p.m. con la presencia de la lideresa quechua Antonia Quisoccapa Apaza presidenta de la Asociación Central de Mujeres de Coasa, presidentes de las comunidades y la población, donde se trató los temas de interés de las comunidades como la consulta previa, autodeterminación de los pueblos indígenas, tierra - territorio y los recursos naturales, Además, las mujeres lideresas quechuas preocupados de la realidad de zona donde a diario se suscitan la violencia contra la mujer y las niñas minimizando sus derechos, durante el curso se fue motivando con juegos dinámicos para que las mujeres se sientan en confianza y con ganas de seguir escuchando y participando en la capacitación.

Por otro lado, la situación de las mujeres de Coasa, tienen muchas necesidades en la actualidad como: la falta de empleo, racismo por parte de las autoridades de la zona, maltrato a las mujeres por parte de sus parejas, madres abandonadas, niños desamparados por sus padres, entre otros.

VIGILANCIA CAMPESINA DE LA SUPERPOSICIÓN DE CONCESIONES MINERAS EN TERRITORIOS DE COMUNIDADES CAMPESINAS

(Mapa de Geocatmin)

Por Yolanda Florez Montoro (DHUMA) y Juan Carlos Ruiz Molleda (IDL)*

19 de marzo, 2017.- Hace un tiempo escribimos este artículo, pero quedó desactualizado luego que el Instituto Geológico Minero y Metalúrgico (INGEMMET) varió su página. Razón por la cual lo hemos actualizado (1). Su actualización resulta oportuna y pertinente luego de la sentencia recaída en el caso Atuncolla, qué ordena a este órgano consultas todas las concesiones mineras que superpuestas a territorios ancestrales de las comunidades campesinas. (Ver “Corte de Puno ordena a INGEMMET consultar “todas” las concesiones mineras a comunidades campesinas afectadas”, disponible en https://www.servindi.org/actualidad-noticias/24/11/2016/todas-las-concesiones-mineras-deberan-ser-consultadas-las-comunidades).

Aproximadamente cinco mil concesiones mineras expiden el INGEMMET por año, llegando a ocupar éstas, aproximadamente, la mitad del territorio de las comunidades campesinas. No obstante, en ningún caso, el Estado les informa a las comunidades que se han concesionado los recursos minerales que se encuentran debajo de su territorio. Lo que ocurre en la realidad de acuerdo a la normatividad vigente, es que INGEMMET o los Gobiernos Regionales publican un aviso pequeño en un diario local, señalando el distrito y la provincia, y las coordenadas de las cuadriculas.

Tres son los cuestionamientos a esta manera de proceder. Primero es que nunca se notifica de manera efectiva y concreta a las autoridades de las comunidades campesinas, que se ha realizado esta concesión. Se presume que las autoridades de las comunidades compran y leen todos los días los diarios. Pero hay un problema, las comunidades viven en zonas rurales, donde no llega la prensa escrita. La segunda critica, es que nunca se da información suficiente en estos avisos, que permita saber si el territorio de una comunidad determinada ha ido concesionado, pretender que las autoridades de las comunidades campesinas, saben las cuadriculas de sus comunidades, es iluso y revela un absoluto desconocimiento de la realidad en la viven las comunidades campesinas.

Y en tercer lugar, y lo que es más grave, se toman decisiones que impactan y tienen incidencia en los derechos a la propiedad y al territorio de las comunidades campesinas, sin darle en los hechos, derecho a la defensa y a la oposición. Por ejemplo, si una comunidad decide dedicar a la minería artesanal, no podrá hacerlo si ya existen concesiones en sus territorios. De igual manera la existencia de concesiones será un problema si es que se quieren crear Áreas Naturales Protegidas. La jurisprudencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos ha señalado que, cada vez que un Estado adopta decisiones que impactan significativamente en los derechos de las personas, estas deberían tener derecho a mínimas garantías del debido proceso.

En nuestro país, la realidad de las cosas es que se expiden miles de concesiones mineras, y los duelos de esos territorios, nunca se enteran de ello, y cuando lo hacen, surgen los conflictos sociales y las protestas de las poblaciones afectadas. Esta forma de expedirse concesiones vulnera y genera una situación de indefensión del derecho a la propiedad y al territorio, que tiene una protección reforzada en el derecho internacional de los pueblos indígenas.       

¿Cuáles son los pasos a seguir para averiguar si hay concesiones sobre los recursos mineros debajo de los territorios de las comunidades campesinas?

Lo primero que hay que decir, es que esta información debe ser buscada en la web de INGEMMET, pero para poder acceder sin dificultades, debe instalarse en la computadora disponible, dos programas: Google chrome y Google Earth.

Primer paso: Ingresar la dirección electrónica www.ingemmet.gob.pe.  

Portal web de la institución

Segundo paso: Hacer clic en GEOCATMIN

Localizacion para el ingreso

Tercer paso: Estando seleccionado el idioma en español (en la bandera), hacer clic en continuar.

 

Cuarto paso: Hacer clic en el ícono con el mundito que nos señala “Búsquedas”.

Quinto paso: En la lista que se desplaza, seleccionar la segunda opción “Buscar por Ubigeo DM”.

Sexto paso: Elegir el departamento, provincia y distrito de interés. Se puede elegir indistintamente solo el departamento para visualizar las concesiones a nivel regional, o a nivel provincial o a nivel distrital. Conforme se ha seleccionado en estos tres nieveles, en pantalla se va mostrando el total de concesiones mineras tituladas, en trámite, extinguidas y otras.

Séptimo paso: Un ejemplo

Octavo paso: Ir a “LISTADO DE CAPAS” y marcar la opción de “CARTA NACIONAL IGN” para acceder al mapa cartográfico donde muestra con nombre a comunidades, apus quebradas, ríos y demás. Hay que bajar con la fecha para abajo, pues es una de las últimas en el listado de capas.

Noveno paso: Hacer clic en las cuadriculas que estén dibujadas de azul, verde o negro y encontrarás en qué estado se encuentra la concesión minera y demás información sobre cada cuadrícula. Aquí se debe revisar que la opción de “CATASTRO MINERO” del “LISTADO DE CAPAS” esté marcado para poder visualizar las cuadriculas.

Décimo paso: Si se desea revisar el expediente administrativo del petitorio minero, se debe volver al ícono del mundo búsquedas BUSCAR DM. Aparece la ventana donde se introduce el código de la concesión minera, y clic en buscar.

Undécimo paso: Surge un cuadro horizontal en donde se presiona en la opcion de letras rojas “VISUALIZAR”.

Doudécimo paso: Hacer clic en en descargar expediente en FORMATO PDF.

En este expediente se encontrará toda la información sobre la concesión minera, desde la escritura pública, pasando por la declaración jurada, hasta, por ejemplo, el permiso de exploración, de explotación o la aprobación del EIA. Debe prestarse especial atención a los datos generales de las dos primeras páginas. Asimismo, debe revisar la declaración jurada donde la empresa dice si hay actividades agrícolas y ganaderas, el mapa de la concesión minera y el código, la superposición entre las cuadricula y el territorio de la comunidad, las publicaciones de los periódicos. 

Nota:

(1) ¿Cómo saber si hay concesiones mineras en el territorio de una comunidad campesina? Disponible en: https://www.servindi.org/actualidad/96728

-------------------------------------------------------------

*Yolanda Florez Montoro es capacitadora aymara de la oficina de Derechos Humanos y Medio Ambiente de Puno (DHUMA) con larga trayectoria en la defensa de los derechos humanos antes en la Vicaría de Solidaridad de la Prelatura de Juli. Juan Carlos Ruiz Molleda es abogado constitucionalista y coordinador del Área de Pueblos Indígenas y Litigio Constitucional del Instituto de Defesa Legal (IDL).

Fuente: Servindi, 19 de marzo, 2017

POR SEMANA SANTA PROHÍBEN LA PESCA Y COMERCIALIZACIÓN DEL ISPI Y PEJERREY EN EL TITICACA

Felipe Larico Fernández, especialista en Tecnología de Alimentos y Salud Pública de la Municipalidad Provincial Puno, sugirió que la pesca, traslado y comercialización de especies como: ispi y el pejerrey está prohibida, esto porque se aproxima la semana santa.

 

Pejerrey

 

La inspección se realizará a partir del día jueves 06 de abril, conjuntamente con la Dirección Regional de la Producción, la Fiscalía y la policía, en caso que no obedezcan esta advertencia a los comerciantes y pescadores se les decomisara sus productos y se les aplicará papeletas de infracción.

Fuente: Diario Sin Fronteras.

EL PERJUICIO QUE LA PAISANA JACINTA OCASIONA A LA SOCIEDAD PERUANA ES EXTREMADAMENTE LESIVO.

Jorge Benavides, el creador del personaje de la Paisana Jacinta ha anunciado que para el 23 de noviembre se estrenara la película de este personaje. Para Benavides ver a la Paisana Jacinta en el formato fílmico representa uno de sus grandes sueños. En anteriores ocasiones el humorista ha manifestado que las acciones para la desaparición de su personaje en la televisión es una limitación a su derecho de trabajo y libre creación de un personaje ficticio. Desde luego que impedir la difusión de la Paisana Jacinta va a mellar sus ingresos económicos. Sin embargo, enriquecerse a través de la burla hacia mujeres andinas que visten polleras no puede ser un trabajo digno. Mas aun cuando este grupo de personas es el que sufre el mayor impacto de los azotes del racismo y el patriarcado debido a encontrarse en el nivel mas alto de vulnerabilidad.

Jorge Benavides realiza el personaje.

Sin embargo, el impacto no es solamente en contra de las mujeres andinas que visten polleras, sino también golpea a la totalidad de la humanidad. El vivir entre un grupo de personas que aceptan implícita o explicita la vulneración a un determinado conjunto de personas sea a través de la burla o sea a través de ataques menos elaborados o “creativos” no puede ser beneficioso para nadie. El perjuicio que la paisana Jacinta ocasiona a la sociedad peruana es extremadamente lesivo. El humor cuando es racista deja de ser humor para convertirse en mofa. A través de la burla, el personaje de la Paisana Jacinta legitima el maltrato verbal y físico hacia las mujeres indígenas de los Andes. Las consecuencias del daño deben ser evitado y en todo caso reparado.

Es alentador que desde diversos frentes como el gobierno peruano y organizaciones nacionales e internacionales y hasta individuos a titulo personal han intervenido para expresar su rechazo ante la transmisión del programa televisivo de la Paisana Jacinta. La Organización de las Naciones Unidas a través de la Comité para la Eliminación de la Discriminación Racial (CERD) ha manifestado al gobierno peruano que la Paisana Jacinta es un personaje que refuerza los estereotipos negativos sobre las mujeres indígenas andinas y los pueblos indígenas en general. La Asociación Departamental de Mujeres Campesinas de Puno – ADEMUCP con el apoyo de la Oficina de Derechos Humanos y Media Ambiente – Puno, ha apoyado por su parte y ha presentado una acción de amparo para que este personaje no pueda volver a salir en la televisión peruana. El Ministerio de Cultura en el ejercicio de sus funciones gubernamentales ha apoyado esta acción legal e incidido en la defensa de lo derechos de los pueblos indígenas.

Desde DHUMA y en nuestra función de garantizar el respeto a los pueblos indígenas y en este caso a las mujeres consideramos que el proyecto fílmico de Paisana Jacinta constituye una burla hacia la prohibición de emitir el programa en la televisión peruana, además de vulnerar los derechos indígenas y crear un ambiente racista en el que a través de la mofa se acepte el maltrato y vulneración.

DHUMA.

EL PUEBLO AYMARA ESTA EN ESPERA DE LOS MEDIOS PROBATORIOS QUE PRESENTE EL MINISTERIO PÚBLICO, A FIN DE REVINDICAR SUS DERECHOS COMO PUEBLO ORIGINARIO.

Ante los sucesos ocurridos en el año 2011 conocido por la opinión pública nacional e internacional “El Aymarazo” donde tuvo lugar la movilización de miles de aymaras provenientes de la zona sur de la región de Puno, en defensa de la tierra, territorio y de sus derechos como pueblos originarios reconocidos por el estado peruano, el convenio 169 de la OIT y los tratados internacionales.

 

La entidad judicial fuertemente resguardo por la Policía Nacional 

Por ende, en la actualidad los líderes aymaras están siendo acusados de causar disturbios y extorsión, en contra de algunas instituciones del estado y privadas. El hecho es que los miles de aymaras, en aquel día 26 de mayo de 2011 estuvieron exigiendo al estado la derogatoria del decreto supremo N° 083-2007 que concesionaba gran parte de sus tierras. Los territorios aymaras originarios desde sus ancestros, utilizaban para la producción agrícola y ganadera, sin embargo, dichas actividades han querido ser alteradas con la actividad minera del Proyecto Santa Ana de la empresa canadiense Bear Creek Mining, sin realizar consulta previa, ni obtener la licencia social de las poblaciones aymaras.

La sala de la audiencia donde los líderes ayamras estan siendo acusados

Motivos que impulsaron, a defender su tierra, territorio y recursos naturales, y ahora los líderes aymaras están siendo acusados por el ministerio público de disturbios y extorsión al estado, para ello la fiscalía hasta la fecha (3 de abril 2017) está en el proceso de presentar testigos que esclarezcan los hechos del 2011, hasta el momento pasaron más de 40 testigos de los 100 testigos que se tiene en todo el proceso, ante ello la Asociación Dhuma está vigilante en las sesiones de las audiencias con la finalidad de que no se vulnere los derechos humanos y se tome en cuenta el enfoque de Justicia intercultural.

 

Los abogados defensores de los Líderes aymaras

 

Dhuma acompaña a las comunidades aymaras más de dos décadas desde que era vicaría, por lo tanto, conocemos de cerca la cultura aymara, en ese entender se debe respetar los derechos de los pueblos originarios, a vivir en su propia cultura, costumbre y su lengua materna, que se emplee con mucha responsabilidad y claridad en este proceso de juzgamiento a los líderes de las comunidades aymaras.   

    

LAGO TITICACA: CONTAMINACIÓN Y AFECTACIÓN A LA SALUD

 

1.      Contextualización de la problemática de contaminación del lago Titicaca – Sub cuenca Coata

En la actualidad una de los cuerpos de agua más importantes del Perú, el Lago Titicaca el más alto del mundo, sufre graves daños ambientales como consecuencia de la contaminación de sus aguas. Esta cuenca está constituida aproximadamente por 13 río que drenan agua al Lago Titicaca, el cual es considerado el más alto del mundo. Representando en el lado peruano una extensión de 48 910,64 km2 y el 3,8% de la superficie nacional.

 

(Fotograma tomada por DHUMA)

 

En el sector peruano recibe el aporte de agua a través de 4 ríos principales (sub cuencas): Ramis, Coata, Huancane y Suches. En su mayoría estas vertientes se encuentran contaminadas por, i) Relaves mineros provenientes de la minería formal e informal, ubicadas en las principales cabeceras de cuenca, que contienen metales pesados como mercurio, plomo, cadmio, zinc entre otros que en muchos casos sobre pasan los Límites Máximos Permisibles (LMP) y Estándares de Calidad Ambiental (ECA); ii) Residuos sólidos y aguas servidas provenientes de las principales ciudades de la región, entre ellas Juliaca, asentadas en las riberas de los ríos o a la del lago Titicaca. Los monitoreos ambientales de la calidad de agua que se han realizados determinaron la afectación que se causa, iii) Pasivos Ambientales Mineros, a la actualidad la región de Puno tiene presencia de 1129 PAM no remediados (RM Nº 535-2016-MEM/DM).

Una de las sub cuencas (rio) con mayor índice de contaminación, es la del río Coata y ríos tributarios como el río Torococha; que traspasa la ciudad de Juliaca de la Provincia de San Román. Esta ciudad es la de mayor dimensión demográfica de la región de Puno (278, 444 habitantes aproximadamente); a consecuencia se producen una gran cantidad de residuos sólidos y aguas servidas domésticas, industriales y hospitalarias que no son tratadas adecuadamente en la planta de tratamiento de aguas servidas, que data de la década de 1981; y no cuenta con una planta de tratamiento de residuos sólidos, ocasionando que estas sean vertidas directamente a los cuerpos de agua como el rio Torococha, afectando a comunidades campesinas (pueblos indígenas) rio abajo de los distritos Juliaca, Huata, Coata, Capachica, Caracoto de las Provincias de San Román y Puno.

 

(Fotograma tomada por DHUMA)

 

Frente a esa problemática, los pobladores de los distritos río abajo han realizado reiteradas peticiones administrativas (procedimientos de fiscalización), denuncias penales (denuncias por contaminación ambiental) y diálogos a través de “mesas de dígalo” con autoridades locales, regionales y del gobierno central buscando una solución a su problemática ambiental, sin llegar a establecer una alternativa que lidie con este problema.

2.      Desmedro de la salud de los pobladores

Como se dijo, se realizaron diversas acciones de monitoreo de la calidad del agua en la sub cuenca de Coata – Torococha, estableciéndose que este tiene una alta concentración de metales pesado; tal y como concluye el informe de la Autoridad Nacional del Agua, INFORME TÉCNICO Nº 042- 2014-ANA-DGCRH-GOCRH en su sub sección 13.11. Río Torococha. Concluye lo siguiente:

 

Sedimentos

Los sedimentos del río Coata, se caracterizaron por presentar las mayores acumulaciones de arsénico (As: 81.2 mg/Kg), cadmio (Cd: 4.70 mg/Kg), plomo (Pb: 43.22 mg/Kg) y zinc (Zn: 253.9 mg/Kg) en el punto RCoat2 (antes de la descarga al lago Titicaca).

 

(Fotograma tomada por DHUMA)

 

Al igual que en el INFORME Nº 244-2015-OEFA/DE-SDCA, en sus conclusiones 85 y 86 estableció lo siguiente:

 

85. Las concentraciones de arsénico registradas en los puntos de monitoreo de sedimentos (RLa-01, RCa-02, RCo-04, RCo-03 y RCo-02), excedieron el valor guía canadiense de calidad ambiental para sedimento en cuerpos de agua dulce (Envoronmental Quality Guidelines-Sediment Quality Guidelines for Protection of Aquatic Life-Fresh water).

 

86. La concentración de plomo registrada en el punto de monitoreo de sedimentos RLa-01, excedió el valor guía canadiense de calidad ambiental para sedimento en cuerpos de agua dulce (Envoronmental Quality Guidelines-Sediment Quality Guidelines for Protection of Aquatic Life-Fresh water), según el valor PEL (91,3 mg/kg).

 

Como se desprende de la lectura de las conclusiones de los informes de monitoreo y fiscalización  a cargo de ANA y OEFA, la presencia de los metales pesados como Plomo, Cadmio, Ziinc y Arsénico, entre otros, sobrepasan los Límites Máximos Permisibles  (LMP) y los Estándares de Calidad Ambiental (ECA) afectando gravemente a la salud de las personas; pues estas sustancias son altamente cancerígenas, debido a que, la población consume  agua no potabilizada a través de pozos,  alimentos provenientes de la agricultura, ganado que consume esta agua y la pesca en este rio y el lago Titicaca.

3.      Responsabilidad de organismos estatales de proteger los derechos fundamentales

 

a.      El derecho a gozar de un medio ambiente adecuado y equilibrado

“La protección del Medio Ambiente es como una parte vital de la doctrina contemporánea de los derechos humanos, por sí misma es un sine qua non para numerosos derechos tales como el derecho a la salud y a la vida en sí mismos. Apenas es necesario extenderse en esto; cómo el daño al Medio Ambiente puede perjudicar y socavar todos los derechos humanos recogidos en la Declaración Universal y en otros instrumentos de derechos humanos”[1].

 

La Constitución Política del Perú, en su artículo 2, inciso 22, consagra el derecho de toda persona a gozar de un medio ambiente adecuado y equilibrado en los siguientes términos:

 

Toda persona tiene derecho: A la paz, a la tranquilidad, al disfrute del tiempo libre y al descanso, así como a gozar de un ambiente equilibrado y adecuado al desarrollo de su vida.

De la misma forma este derecho fundamental ha sido reconocido en diversos tratados de derechos humanos como el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales, en su artículo 12, inciso 2, literal b; el Protocolo adicional a la Convención Americana sobre Derechos Humanos en materia de derechos económicos, sociales y culturales, en su artículo 11, y el Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo sobre pueblos indígenas y tribales en países independientes.

 

(Fotograma tomada por DHUMA)

 

b.      El derecho a la salud

El artículo 7 de la Constitución Política del Perú establece que todos tienen derecho a la protección de su salud, la del medio familiar y la de la comunidad. Por su parte, su artículo 9 señala que:

El Estado determina la política nacional de salud. El Poder Ejecutivo norma y supervisa su aplicación. Es responsable de diseñarla y conducirla en forma plural y descentralizadora para facilitar a todos el acceso equitativo a los servicios de salud.

 

En este sentido, la Constitución establece en sus artículos 9 y 65 que el Estado, a través del Poder Ejecutivo, el deber, en el marco de una política de salud eficiente, facilitar a todos el acceso equitativo a los servicios de salud y que el Estado vela, en particular, por la salud y la seguridad de la población, respectivamente. En esa línea, son tres obligaciones del Estado:prevenir, conservar y atender las situaciones de grave afectación a la salud

 

Es como se preceptúa, este deber, en la Ley General de Salud - Ley Nº 26842, en sus artículos:

 

Artículo 105: Corresponde a la Autoridad de Salud competente, dictar las medidas necesarias para minimizar y controlar los riesgos para la salud de las personas derivados de elementos, factores y agentes ambientales, de conformidad con lo que establece, en cada caso, la ley de la materia.

 

Artículo 106: Cuanto la contaminación del ambiente signifique riesgo o daño a la salud de las personas, la Autoridad de Salud de nivel nacional dictará las medidas de prevención y control indispensables para que cesen los actos o hechos que ocasionan dichos riesgos y daños.

 

(Fotograma tomada por DHUMA)

 

Conclusiones:

 

1.      Es innegable que la cuenca del Lago Titica a la actualidad se encuentra contaminada, en especial por aguas servidas y residuos sólidos, conllevando una alta concentración de metales pesados en sus aguas, como Plomo (Pb), Cadmio (Cd), Zinc (Zn) y Arsénico (As) que afectan a la salud de los pobladores de las comunidades campesinas, asentadas a la rivera de los ríos y el lago.

2.      Los derechos fundamentales al medio al medio ambiente sano y equilibrado, el derecho a la salud y al agua potable están siendo desprotegidos por inacciones (omisiones) y acciones precarias por parte de los organismos responsables en la protección de estos derechos, como: Gobierno Regional de Puno, Dirección Regional de Salud de Puno, Municipalidad Provincial de San Román, Entidad Prestadora de Servicios de Saneamiento del distrito de Juliaca (SEDA-Juliaca) y El Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento al no lidiar y tratar esta problemática medioambiental.

3.      Las acciones legales incoadas con la finalidad de buscar que la protección de estos derechos, como la Acción de Amparo (Expediente N° 00254-2017-0-2111-JR-CI-02, ante el 2do Juzgado Civil – Sede Juliaca) presentada por DIONICIO BARREDA PILINCO  presidente del “Comité de Lucha por la Defensa del río Coata”, BRÍGIDA CURO BUSTINCIO - Subsecretaria de la “Federación Departamental de Campesino de Puno” y ROBERTO AGUILAR GUTIÉRREZ presidente de “Asociación de los Pueblos Originarios Conservacionistas de Recursos Naturales del Lago Titicaca” debe ser atendida en todos sus extremos y de forma positiva por el órgano jurisdiccional.  

 

Willian Rodrigo Lauracio Apaza

Derechos Humanos y Medio Ambiente - Puno

 

 


[1]Sentencia de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de 25 de septiembre de 1997en el asunto Hungría contra Eslovaquia, conocido como Asunto Gabcikovo-Nagymaros. Opinión separada del juez Weeramantry